Adaptado y Accesible

El buceo es para TODOS…


Disfrutando de la ingravidez

Ya antes de nacer todos hemos hecho una larga inmersión de aproximadamente 9 meses. Además, nuestro interior está habitado por un verdadero océano ya que, el 70 % de nuestro cuerpo está formado por agua. Si al nacer aprendiéramos a bucear en lugar de caminar, lo haríamos incluso mejor… pero la evolución quiso que nos convirtiéramos en seres bípedos.Así que, de alguna manera, el buceo es una actividad que requiere adaptación para todos. Se hace necesario aprender a adaptarnos a un medio donde los seres humanos no podemos ver, oír, respirar, movernos con facilidad, en definitiva: permanecer.

Luego, todos los que queremos estar allá abajo por un tiempo, tenemos el mismo fin: adaptarnos. Cada uno partiremos desde nuestras propias condiciones, solo necesitamos encontrar la forma de hacerlo. Todos somos discapacitados en el agua ya que no es nuestro medio “natural”. El buceo adaptado se entiende como el conjunto de actividades subacuáticas, en apnea o con equipo autónomo, que realizan personas con discapacidad. Se precisa para ello una serie de adaptaciones de material, técnicas o de logística, para poder practicar el buceo con seguridad.

Rumbo a la Aventura
Bautismo adaptado en una piscina

Experimentar y sentir la ingravidez propia de estar sumergido, deleitarse con la belleza de los habitantes del mar y compartir con otros el disfrute de una forma diferente de relacionarse con la Naturaleza, es algo maravilloso que nos acerca a una sensación de libertad muy beneficiosa para cualquier persona. Además, el buceo adaptado fomenta la integración social, permitiendo a personas con y sin discapacidad practicar una actividad común.

En Ali-Sub, estamos muy contentos de ofrecer medios físicos y humanos que hacen del centro un lugar accesible para cualquier persona que sienta la llamada del mar Aquí encontrarás la posibilidad de realizar un bautismo en piscina y/o mar, dependiendo del grado de discapacidad y la comodidad que encuentres en el agua hasta un curso completo de buceo adaptado en el que aprender y practicar las técnicas y destrezas que te permitirán bucear con comodidad y seguridad, ¡Además de disfrutar mucho!

En el buceo, las barreras las pone el mar… y nuestra propia mente. Como en muchas otras cosas, ¡querer es poder!

Disfrutando de la ingravidez
Disfrutando de la ingravidez